Un abuelo gallego de 91 años se hace viral pidiendo wifi

Se le ocurrió grabarse un vídeo pidiendo de buenas maneras wifi en su residencia. En solo unos días, la Xunta de Galicia contactaba con su nieta

0
1031

EFE – Con casi 36.000 seguidores en Instagram, Sara Noguerol está más que acostumbrada a lidiar con las inclemencias de las redes sociales, pero no esperaba que fuese un vídeo de su abuelo el que se hiciese viral esta semana.

Abogada de formación, lleva las riendas de una agencia de comunicación en Ferrol y se ha ganado fama como ‘influencer’ gracias a una de sus pasiones, la moda. Un asunto más entrañable le ha llevado a ser noticia junto a su familiar, Tito Pena.

Él también es conocido en la ciudad al ser presidente de honor del PSOE ferrolano y permanece desde hace un año y medio junto a su esposa en la residencia pública de personas mayores del barrio de Caranza. Meses después, la covid-19 destapó el valor de la tecnología para salvar la distancia física con los allegados. Por ello, los suyos preguntaron si había wifi, pero «no estaba disponible» en su zona, a diferencia de la segunda y quinta plantas, «las de dependientes», cuenta a Efe su nieta.

Noguerol afirma que se «preguntó más», pero no hubo cambios en la situación, así que Pena tuvo una idea. «Se le ocurrió grabarse un vídeo a sí mismo pidiendo de buenas maneras wifi, mi sorpresa fue cuando me llamó el lunes la Xunta diciéndome que ya estaba instalado desde septiembre en la mayoría de las plantas», señala. Según su relato, la prestación no está operativa en dos de los pisos, que acogen la cafetería y actividades como gimnasia para los residentes.

La abogada destaca que su «abuelo y el 90 % de residentes no se habían enterado de esa mejora, ese día ya se lo instalaron; no es al uso, es de los que lo tienen que habilitar en cada dispositivo». Demanda resuelta, «ya tiene su wifi; fue una falta de entendimiento entre la residencia y algunos residentes, ya está solucionado». De hecho, se han instalado carteles informando de la extensión del servicio por si los mayores «necesitan ayuda para instalarlo».

¿Cómo surgió todo?. Sara Noguerol incide en que . «Como nieta, lo subí a mis redes sociales; vimos que se hizo viral», remarca todavía sorprendida. Algunos datos: en apenas unas horas 2.000 personas lo empezaron a compartir y se hicieron eco de la anécdota varios medios de comunicación locales. «Así llegó a la Xunta», explica.

Por su vinculación política, la grabación de Pena no pasó desapercibida para muchos compañeros de su partido, pero la sencillez de su reivindicación también llamó la atención de otros muchos internautas. A sus 91 años, se ha erigido en actor principal de una historia que comparte con Lela, su mujer, de 87. Ambos estaban ya suficientemente habituados a informarse y establecer contacto con su círculo más inmediato por cualquier soporte móvil.

La respuesta a Noguerol procedía de la Consellería de Política Social, titular del centro, que detalló la problemática ante el eco que la información adquirió en prensa. Por la misma vía, sus cuentas en redes sociales, una nieta satisfecha agradeció «tanta eficacia y rapidez». Un final feliz para acortar el trayecto que la pandemia plagó de más obstáculos, pero la red desconoce ese tipo de trabas.

 

 

image_pdfimage_print

Dejar respuesta