ciervo

Un ciervo se acerca a su cazador y le pide que le rasque la cabeza

El cazador Jordan Maxon no pudo matar a un ciervo después de que este se le acercara y le pidiera que le acariciara la cabeza. El aficionado a la caza, de New Richmond, Winsconsin (EEUU) reconoce que fue incapaz de abatirle después del gesto cariñoso del animal.

Tras ver a un ciervo en un claro del bosque, Maxon esperaba que se fuera hacia una zona interior, «pero tras cinco minutos allí, no se iba«, explicó en YouTube.

En vez de alejarse, el ciervo se acercó poco a poco a Maxon, quien de forma amable convenció al animal a que se aproximara aún más con ruidos con los que se les hacen a los gatos o a los perros. El ciervo se acercó tanto que Maxon fue incluso capaz de acariciarle la cabeza.

«En mis 12 años de caza o la década adicional de experiencias de ir a cazar con mi padre y mis tíos nunca he experimentado nada como esto«, afirma Maxon.

Así, aunque él estaba allí para cazar ciervos, como contó a KTSP, no pudo ser capaz de matar al animal tras su encuentro. Además, añadió que «no hubiera estado bien dispararle«.