Empotra su camión porque no le dejaban pasar en chanclas

"Te empotro el camión en la garita", le dijo al vigiliante, que le respondió: "no hay huevos". Y hubo huevos, ¡vaya si los hubo!

0
1631

Un hombre de 41 años y nacionalidad española ha empotrado el camión de gran tonelaje que conducía contra la garita de seguridad de la empresa Iveco en Madrid porque no le dejaban pasar con chanclas y sin los chalecos de seguridad pertinentes a las instalaciones.

El supuesto agresor, que no era un trabajador de la compañía sino que prestaba servicios externos, llegó a lugar con la intención de entrar en la planta. Tras una larga espera, los vigilantes no le dejaron acceder porque no iba con el chaleco reflectante, calzaba chanclas y no zapatos de seguridad y el resto de su vestimenta tampoco era la adecuada. Entonces, el camionero, visiblemente enfadado, saltó del camión y golpeó por la espalda a uno de los controladores de acceso, según declararon testigos a la policía.

A continuación, el camionero volvió a subir a su vehículo, lo arrancó y comenzó a pitar para que el resto de los camioneros y el personal se apartaran. Entonces, aceleró y empotró el camión contra la garita de seguridad, quedando toda incrustada en la cabina en la misma y derribando una parte.

Según exponen testigos de lo ocurrido, el camionero se dirigió a uno de los controladores en los siguientes términos: «Te empotro el camión en la garita». En este cruce de palabras, el vigilante le espetó «no hay huevos», según los testigos.

Como consecuencia del impacto, el camionero resultó herido leve por contusiones. De hecho, cuando llegaron los agentes le encontraron sangrando en una de las oficinas de la fábrica.

Fue trasladado por una ambulancia del Samur-Protección Civil, cuyos sanitarios le trasladaron en ambulancia al Hospital Ramón y Cajal para valoración por policontusiones, indicó un portavoz de Emergencias Madrid.

image_pdfimage_print

Dejar respuesta