Este atún alcanza los 257.000 euros en la primera subasta de Año Nuevo

El precio abonado en la lonja de Tokio por el pez de 212 kilos fue más del doble que el monto récord pagado el año pasado por un atún rojo

0
1048
Personal de un restaurante de sushi se lleva el atún rojo de 212 kilos después de la primera subasta. EFE

Un atún rojo se vendió este jueves por 36,04 millones de yen (unos 257.000 euros/273.000 dólares) en la tradicional primera subasta del año en la lonja de Toyosu, en Tokio.

El precio abonado por el pez de 212 kilos fue más del doble que el monto récord pagado el año pasado por un atún rojo (16,88 millones de yenes) y es la sexta cifra más alta abonada jamás en el principal mercado mayorista de Tokio desde que se empezaron a recopilar los datos en 1999.

Yamayuki, famosa intermediaria mayorista basada en Tokio, y la cadena Ginza Onodera, que tiene establecimientos en la capital nipona y sucursales China y EE.UU., hicieron la mayor puja conjunta para hacerse con el atún, capturado en aguas cercanas al puerto de Oma en la prefectura de Aomori (norte de Japón), donde se considera que nadan los mejores ejemplares del mundo para hacer sushi.

«Quería generar un mensaje positivo ahora que la pandemia se está debilitando. El precio es el idóneo para una primera subasta del año», dijo Yukitaka Yamaguchi, presidente del mayorista Yamayuki, en declaraciones que reproduce la agencia Kyodo.

El récord lo sigue ostentando un atún rojo que alcanzó los 333.6 millones yenes (unos 2,37 millones de euros/ 2,52 millones de dólares) en la primera subasta de 2019, la primera que se celebró en Toyosu después de que la lonja fuera trasladada ahí desde su anterior localización en el cercano barrio de Tsukiji.

En los últimos 15 años la primera subasta del año ha alcanzado cifras astronómicas por las mejores piezas porque muchos han visto en ella una oportunidad para generar una gran cantidad de atención mediática que compensa el enorme desembolso para hacerse con un producto considerado «hatsumono» (el primero de la temporada), que atrae mucho al consumidor japonés.