1

«Ha sido papá»: Con tres años lo acusa de haber hecho una pintada en la pared

Solo tiene tres años, pero una capacidad para inventarse una trola propia de niños más mayores… ¿El motivo para inventarse la historia? La aparición de una pintada en la pared.

Emilia Gray es una pequeña australiana de tres años a la que le encanta dibujar. Su madre se encontró un rayón hecho con uno de sus lápices de colores, así que se fue a hablar con su hija. Lo que no podía imaginarse entonces Jacqueline Lo, de Sídney, era de la bola que le iba a intentar colar Emilia…

Como siempre, lo mejor es echar balones fuera. Su víctima, su padre, a quien le echó la culpa de esa pintada de color naranja.