Un hombre moribundo recibe el mejor regalo de bodas: un corazón nuevo

Se casó in extremis, con una ceremonia en cuidados intensivos de cirugía cardiaca en estado crítico. Y llegó el milagro: un corazón para ser trasplantado

0
1105
La boda. EFE/EPA/Alessandro Di Marco

Un italiano cuyo último deseo era casarse con su pareja después de un ataque al corazón recibió un regalo de bodas sorpresa horas después de la ceremonia junto a la cama cuando un nuevo corazón llegó a tiempo para salvar su vida.

Maurizio Calorio, de 47 años, estaba conectado a un sistema de soporte vital y al borde de la muerte en el hospital Molinette de Turín cuando él y su pareja Silvia Duca, de 42 años, decidieron adelantar sus planes de boda. Hace solo unos meses habían sido padres. “Nuestra boda estaba fijada para septiembre y no sabíamos si llegaríamos a ese día”, dijo Duca a la prensa italiana.

Se casó in extremis, con una ceremonia en cuidados intensivos de cirugía cardiaca en estado crítico. Pero justo entonces llegó el milagro. Durante la ceremonia llegó el mayor regalo de bodas del destino: un corazón. Salvó su vida gracias al trasplante.