Publicidad Ai
Publicidad Ai

Málaga

Exclusiva

El niño al que Herrero regaló sus guantes apunta maneras: "Quiero jugar en el Málaga"

Thiago Luque, a sus tres años, tuvo la suerte de recibir tan preciada prenda por parte del portero malaguista. "Fue un momento único", asegura su padre

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Thiago Luque, con los guantes de su ídolo. -

La nueva hornada de jóvenes malaguistas que heredan el sentimiento blanquiazul "apunta maneras", como diría Alfonso Herrero. Si la semana pasada se hizo viral un joven desplazado a Antequera que aseguró haber estado con el Málaga CF "en las malas y en las malas", ahora le ha tocado el turno a Thiago Luque.

Thiago Luque, de tan solo tres años de edad, se dio a conocer en redes este domingo tras el empate del Málaga contra el Córdoba. Él, joven portero de La Unidad de Nueva Málaga, tuvo la suerte de recibir los guantes de Alfonso Herrero. Esos con los que hizo la parada de la temporada, que sirvió a la postre para sumar un punto.

Lo cierto es que el guardameta toledano ha caído de pie en Martiricos. Todo lo hace bien y la afición le tiene un cariño que pocos han logrado en un tiempo tan reducido. Ya no solo por sus grandes actuaciones sobre el césped, sino también por gestos como el que estamos relatando.

Desde Viva Málaga nos hemos puesto en contacto tanto con Thiago como con su padre, Cristian, para que nos expliquen de primera mano cómo fue ese momento.

"Nosotros siempre nos ubicamos en la parte baja de Fondo Norte. El niño le dice en todos los partidos que quiere jugar con él. De ahí surgió la idea de hacerle una pancarta en la que pedirle la camiseta", explica Cristian.

Al final no le cayó una camiseta, pero sí unos guantes que son ya historia malaguista: "Cuando se los dio se quedó en shock. Estaba como para llorar. Fue un momento único".

Es más, la ilusión de Thiago por conseguirlos fue tal que "durmió con ellos esa noche", asegura entre risas su padre.

Cabe recordar que todo esto sucede una vez finalizado el partido, con el fondo al completo coreando el nombre de Alfonso. Fueron muchos los que le pidieron alguna prenda como recuerdo, pero él lo tenía claro: "Se nos acercó y dijo que los guantes eran para el niño".

"Somos conscientes de que esos guantes son históricos por el desenlace del partido. Hacía años que no veíamos una intervención igual en La Rosaleda. Con seguridad es la parada de la temporada", agrega el papá.

Y la pregunta es: ¿qué opina de todo esto Thiago, el gran protagonista de la noticia? Pues bien, todo parece indicar que tiene ídolo para los próximos años: "Me gusta mucho Alfonso Herrero, es un gran portero".

Además, pese a su juventud, se le ve con las ideas claras: "De mayor quiero ser portero del Málaga". No sabemos si llegará a tiempo para quitarle el puesto a Herrero, pero que no se despiste mucho por si acaso.

La intención de la familia ahora es ir a un entrenamiento del equipo para que Alfonso se los firme y hacerse una foto juntos. Como colofón a nuestra charla, el 'peque' se arrancó a cantar el himno del Málaga, el cual se sabe de memoria. Y es que, desde ayer, quedó establecida de forma oficial la 'Alfonsomanía' en la ciudad.

 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN