Publicidad Ai
Publicidad Ai

Puente Genil

“El rostro de la inmigración, a día de hoy, continúa siendo mutante”

El Centro de Migraciones de Cruz Roja se mantiene con un nivel de ocupación estable cifrado en un 75%

Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • Instalaciones del Centro de Migraciones de Cruz Roja.

“El rostro de la inmigración, a día de hoy, sigue siendo mutante, va cambiando y, año tras año, nos vamos encontrando con que los diversos movimientos geopolíticos cambian la cara de las personas que recibimos y atendemos en nuestro centro”.     

Así lo ha puesto de manifiesto el director del Centro de Migraciones de Cruz Roja de Puente Genil, Ángel Pérez, que ha realizado esta reflexión durante el acto de presentación de las actividades organizadas por la entidad humanitaria para conmemorar el Día Internacional de las Personas Refugiadas, que se celebra anualmente cada 20 de junio.     

Pérez explicó que en el caso de Puente Genil, el centro se mantiene estable en cuanto a un 75 u 80% del total de ocupación. “Contamos con 160 plazas y actualmente tenemos ocupadas unas 120 aproximadamente, desarrollando dos proyectos, uno, que sí tiene plena ocupación, con 83 plazas, y otro que se mantiene en torno a 30 y 40 plazas cubiertas, lo que hace que raramente estemos al 100% de capacidad”. En este sentido, el director del Centro de Migraciones añadió que las nacionalidades mayoritarias de los residentes corresponden a países del Magreb, y también nacionales de Colombia. “Nuestro centro tiene las dificultades propias de la necesidad de recursos suficientes como para atender las peculiaridades de las personas que atendemos. Hay personas muy vulnerables, con diversidad funcional, alguna con discapacidad psíquica, muchísimas madres solteras, y algunas personas cuyas dificultades vamos conociendo según avanzamos en sus itinerarios”, precisó.     

Otro aspecto a tener en cuenta es el que tiene que ver con el número de menores y familias completas, “que ha crecido con respecto a lo que había hace cuatro o cinco años, donde el perfil mayoritario era de hombres solos, incluso los perfiles de víctimas de trata se han modificado y han cambiado en los últimos años”, recordó Pérez, quien en el ámbito de estas actividades, “y a diferencia de años anteriores, en este 2023 nos gustaría retomar actividades con fuerte impacto y alta visibilidad, ya que somos una ciudad de acogida, y un ejemplo de cómo las personas pueden reiniciar sus vidas, que en muchos casos han sido truncadas en sus países de origen”. Por último, el director de Cruz Roja puso en valor el trabajo de los más de 200 voluntarios de la entidad en la localidad, un número que sigue creciendo y que muestra el camino, ya que “la vacuna contra la intolerancia tiene que ver con el desarrollo de actuaciones que faciliten la integración de personas con dificultades”.     

Pérez estuvo acompañado por la concejala de Cooperación al Desarrollo, Loli Franco, y por la integradora de la entidad humanitaria, Noelia Gil, quien agregó que las actividades previstas incluyen una exposición de pintura en la Biblioteca Municipal “Ricardo Molina”, un concierto y un desfile de moda flamenca, en el Ex Convento de Los Frailes, con la participación de la artista cordobesa Lya, torneos deportivos, la elaboración de un gran mural en el Centro de Migraciones y la ya tradicional convivencia gastronómica multicultural, que se celebrará el próximo martes 20 de junio, a partir de las 20,00 horas, en el propio centro de la institución humanitaria. 

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN