Acaba en urgencias tras arrasar con el sushi de un bufé libre

"La cena duró casi dos horas, hicimos pausas para seguir comiendo, pero luego empezaron a dolerme mucho el pecho y el estómago", explicó ya recuperada

0
2591
Bandeja de sushi (Bruno Marques Designer en Pixabay).

Todos somos un poco velocirraptores cuando estamos ante lo que nos ofrece un bufé libre. Sí, confiesa, tú también. Sin embargo, lo de esta señora es otro nivel.

Una chica de California pagó 50 dólares por almorzar en un bufé sin límites. Quiso aprovechar hasta el último centavo, pero llegó al límite de sus posibilidades físicas.

La joven engulló 32 piezas de sushi, lo que le terminó causando un fuerte reflujo ácido que la llevó al hospital.

Ella misma ha compartido la historia en sus redes sociales para evitar que alguien pase por lo mismo. Según ella, fue al bufé con una amiga y un objetivo: «comer todo el sushi que pudiesen». Pero todo acabó mal, muy mal.

Una sopa, cuatro gyozas, varios poppers de jalapeños fueron sólo el comienzo. Luego se picó con los rollos de dragón verde, de los que consumió ocho, justo antes de tragarse otros tantos rollos de California, una ración de edamame y otros ocho rollitos de wakame.

«La cena duró casi dos horas, hicimos pausas para seguir comiendo, pero luego empezaron a dolerme mucho el pecho y el estómago, me costaba respirar», explica la chica, a quien su pareja tuvo que llevar al hospital.