Viruji

Los minisatélites se convierten en el escudo contra los ciberataques en la Tierra

Alejandro Ramírez | Los ciberataques se han convertido en un evento que ya casi no es noticia. Pero hacen un daño enorme, ya que son bombardeos contra los sistemas tecnológicos de empresas, organizaciones e instituciones, y es bastante difícil detenerlos. Sin embargo, un nuevo sistema efectivo puede venir del espacio, y de esos satélites que, […]

Publicidad AiPublicidad Ai

Alejandro Ramírez | Los ciberataques se han convertido en un evento que ya casi no es noticia. Pero hacen un daño enorme, ya que son bombardeos contra los sistemas tecnológicos de empresas, organizaciones e instituciones, y es bastante difícil detenerlos. Sin embargo, un nuevo sistema efectivo puede venir del espacio, y de esos satélites que, en muchos casos, son víctimas de estos ciberataques.

Hay muchos programas en marcha, pero uno de los más importantes se está desarrollando en Italia gracias a una nueva constelación de pequeños satélites, llamada «Iride». El objetivo principal de esta red está vinculado a la posibilidad de prestar servicios de seguimiento de la Tierra desde el espacio, además de prevenir, o al menos amortiguar, los ciberataques, a los que estamos cada vez más expuestos, lo que revela que aún es relativamente indefenso.

El método, que se ha convertido en un verdadero sistema tecnológico, fue creado por RHEA System, una empresa italiana especializada en la ciberseguridad desde el espacio del Grupo RHEA, que colabora con otra empresa, Argotec, en el diseño e implementación de la estrategia de seguridad de su constelación de satélites, desarrollada dentro del programa italiano Iride. La estrategia de seguridad incluye una lógica de protección global, denominada “end-to-end”, de los segmentos espacial y terrestre.

Iride es un ambicioso programa italiano para la observación de la Tierra a baja altitud financiado a través del fondo europeo, y se implementará en Italia bajo la supervisión de la Agencia Espacial Europea. El programa incluirá todos los componentes: las denominadas actividades upstream, desde el desarrollo hasta la comercialización, y las actividades downstream, hasta el usuario, así como servicios para proporcionar datos geoespaciales a nivel nacional y europeo.

La constelación, con 25 minisatélites, se completará en 2026: los módulos se lanzarán con el nuevo cohete portador europeo Vega-C de construcción italiana (por Avio). Los contratos para los lanzamientos se han firmado recientemente y los primeros se lanzarán a finales de 2025.

«Los sistemas espaciales son cada vez más complejos y cada vez más interconectados», explica el general Roberto Mazzolin, jefe del sector de Estrategia de Defensa, Seguridad y Tecnología del Grupo RHEA, una empresa fundada en 1992 y que ahora cuenta con más de 800 especialistas en 11 países, con sede en Italia.

“Integran elementos de infraestructuras de almacenamiento de datos y comunicaciones terrestres y satelitales en la Tierra, así como sistemas de procesamiento de los datos producidos. Y esta complejidad e interconexión no hace más que aumentar la exposición de estos sistemas a posibles ciberataques, haciéndolos más vulnerables”, agrega Mazzolin. “Con Argotec empezamos a trabajar en Iride, ofreciendo nuestra experiencia en el campo de la ciberseguridad”:

“Italia es hoy uno de los países líderes en el panorama espacial internacional -subraya Giovanni Martucci di Scarfizzi, Business Development Manager de RHEA-. Gracias al compromiso del gobierno italiano y de la Agencia Espacial Italiana, que hoy cuenta con un presupuesto muy importante, se están creando las condiciones para fortalecer aún más el papel de liderazgo de nuestro sector espacial, en Europa y en el mundo. Por lo tanto, el tema de la ciberseguridad en este campo será cada vez más importante».

Mazzolin concluye: “Nuestro objetivo era crear un programa con Italia por una razón específica: crear una estrategia geopolítica y de seguridad nacional desde el espacio, explotando las capacidades industriales italianas, a la vanguardia de este sector. La seguridad informática lo es todo hoy en día, y ofrecemos la experiencia ya adquirida en el campo de la seguridad en unas 120 misiones de satélites, en particular con la Agencia Espacial Europea, incluidos programas de satélites como Galileo y Egnos”.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN